domingo, 24 de enero de 2010

FE DE ERRATAS (o la pensión intoxica)

Querido Público: la primera versión de la última entrada estaba con muchos errores. No garantizo que la de ahora no lo esté. Pero al menos creo que la mejoré un poco. Es que todavía estoy bajo los efectos de una especie de intoxicación que dejó de cama desde el Viernes a todos los habitantes de esta pensión. Hasta fuimos varios juntos al hospital a que nos pongan suero y ese tipo de cosas.
Así que escribo sumergida en una atmósfera especial, digamos que con un vaho de vómito y diarrea que, gracias a la buena fortuna, está intentando irse.


Abrazos!

1 comentario:

Anónimo dijo...

Querida amiga,¡qué alegría poder leer noticias tuyas nuevamente! Esperaré con ansias la próx entrega. Espero que te mejores pronto. beso (Jor)